Aprender a tejer.

Hace años, muchos años que quería aprender a tejer.
Cuando mi Felipe era chico no podía encontrar suéteres bonitos para él y eso me motivó a querer aprender a tejer y hacerle mil cosas de lana.
Pero claro, en el 2007 no encontré quien enseñara y aún era mal visto de que un hombre tejiera (bueno, estamos a 2016 y aún lo es). Es más, en el 2012 publiqué en Facebook que uno de mis pendientes era justamente aprender a tejer.

… Y nunca es tarde …

De no haber sido por Lilian nunca hubiese querido dar el paso. Hasta que un día encontré una agrupación llamada Hombres Tejedores y que se dedicaban, como su nombre, a enseñarle a hombres a tejer.
Me anoté, no sin ciertos temores de primeras.
Fui a la primera clase y descubrí la magia, lo relajante y entretenido que es tejer .

Desde ahora, dejaré de fumar tanto y me dedicaré a hacer todo lo que tenia planeado durante tantos años.

Y lo más importante : Enseñarle a mi hijo de que los estigmas están de más. Que un hombre debe hacer lo que siente que le hace bien y no lo que los demás quieren que haga. Ese será uno de mis legados.

Una respuesta a “Aprender a tejer.”

  1. Me encanto que hayas aprendido a tejer Francisco. Yo por mi parte estoy tratando de hacer unos granny square para hacer una colcha para mi hijo.
    Saludos desde la distancia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *